jueves, enero 14, 2021

De Premios y Faneos

Y bueno, de cuando en cuando me gusta hacer un repaso a lo que he hecho para la comunidad de Faneo y no es sólo porque de vez en vez me de bloqueo mental para dibujar y/o escribir por aquí; ahora es también porque se aproximan

LOS PREMIOS FANEO

2021

(en el espacio)

(lo bueno es que el Trío Galaxia andaba por ahí y puede acudir en mi representación)

Y no porque aspire a ninguno, porque de hecho no tengo ningún título en activo en la comunidad (salvo el Franken, del que ya hemos hablado antes, pero ese no es enteramente mío y sería ridículo que alguien lo nominara a algo que no fuera "mejor actividad", categoría que no existe), sino porque, al ser parte del grupo de moderación de la comunidad, invierto una buena cantidad de tiempo (aunque no tanta como debería) en las actividades de ésta... Aunque no todo lo que hago allá es visible por aquí.

De lo que sí es visible, por ejemplo, son los dibujos que algunos miembros de la comunidad le dedican a mis obras, que, desde la última vez que hice este repaso, han sido:

Una preciosa Esperanza de Sumutrule.

La recreación de una escena de LOV-D6D por Francis.

Una escena La Monja Sangrienta por  ZashaRTms.

Y un bonito regalo navideño de Demiurgo en el marco del Intercambio de Regalos anual de la comunidad, para el cual yo hice una experta cazafantasmas para ElReimon.


Y, ya que hablamos de actividades anuales, pues también participé en la imagen veraniega...

Que, siendo el año pasado lo que fue, pues tocaba hacerla por videollamada.

De hecho, como parte del grupo de moderación, me tocó coordinar la actividad y montar la imagen con todas las participaciones...


Y también participé en el calendario de la comunidad para este año que inicia, tocándome la portadilla de la primavera:

Para la cual empleé a tres deidades mexicas primaverales:


Y, por supuesto, seguí coordinando y participando en el Frankecómic que, desde el dedicado a mi título, han sido:

Mi Amiga Diabólica de FacuDK.

Y Ángela y Mat de Midochandesu (que, por el trabajo que me costó, la viñeta se me rece una publicación para ella sola).

Eso, además de la locura que fue el #Sextember2020.

Hale... Y eso es sólo que se puede mostrar de lo que hago para Faneo (la mayoría es visible, en mucho menor definición y tamaño, en mi perfil de la comunidad), que, visto en conjunto aquí, no ha sido tan poco.

Etiquetas: , , ,

jueves, enero 07, 2021

ARRANQUE

 

El 2021 arranca muy distinto al año anterior y no necesariamente en el mejor sentido de la expresión.

            Lejos del permisible optimismo que la llegada de las vacunas contra el COVID-19 permite en los países en los que la vacunación ha iniciado (lamentablemente, pocos a lo largo de la orbe), el panorama político-social a nivel internacional y local, parece caldo de cultivo propicio para los conflictos.

            Ello se explica, en parte, por la crispación social que se ha acumulado a través de los larguísimos meses de la pandemia, pero limitar las causas de lo que ocurre a ello es, en el mejor de los casos, simplista en extremo y, en el peor y más común de los escenarios, intencionalmente falaz.

 

No es sólo que los simpatizantes de Trump hayan ensayado un efímero asalto al Capitolio en la capital estadounidense, sino los discursos de odio antimigrantes, antiderechos LGBT+, antifeministas y abiertamente racistas que dan sustento ideológico a la masa de impresentables que apoyan al idiota naranja.

            No es sólo que el más reciente “escándalo mediático” que la derechiza en México ha intentado en contra del gobierno federal, se base exclusivamente en el seguimiento de la vida personal de un funcionario público con un “periodismo” propio de paparazzis y un “análisis político” de nivel de revista de chismes del espectáculo, sino lo que esto augura para un año electoral y el bajísimo nivel al que están dispuestos a llegar los partidos de oposición, ahora agrupados en una espuria alianza que no es más que la re-edición del fatídico “Pacto por México” del peñato.

            No es sólo que en España ciertos gobiernos locales, ligados a lo peor de la derecha ibérica, hayan presionado para controlar la vacunación en sus territorios y al lograrlo, acto seguido, la hayan entregado a manos privadas en detrimento de la salubridad pública, sino que esto se vuelve parte central de su discurso y “promesa” de las acciones que tomarán a nivel general de retomar la Presidencia de Gobierno en el país europeo.

            Y, como estos, múltiples ejemplos han aflorado a lo largo de la orbe... Todos protagonizados, no se dude, por los peores y más despreciables discursos del espectro político.

 

El 2021 se antoja como un año en el que la derecha intentará, a través de noticias falsas, discursos de odio e incluso por la fuerza (como ya lo ensayó y fracasó, afortunadamente, durante el 2019-2020 en Bolivia), recuperar el poder ahí donde lo ha perdido.

            Y de la sociedad depende, entonces, no dejarse llevar por discursos de odio o la “santa indignación” creada por “escándalos mediáticos” sin mayor profundidad que la fotografía de un paparazzi.

 

Mario Stalin Rodríguez

Etiquetas: , , , ,

miércoles, diciembre 30, 2020

VENTANA AL INTERIOR

Más allá de intentar hacer sociología del confinamiento, que mejores y peores plumas han intentado con irregulares resultados, la prolongada pandemia y las medidas de distanciamiento social que ha traído consigo, nos obligan a reflexionar sobre nuestros comportamientos personales y colectivos.

            Sin entrar en lenguajes más propios de libros de autosuperación personal que tan en boga han estado en distintos momentos del confinamiento (sobre todo al inicio de éste), afirmando sin demasiado sustento que “de ésta saldremos mejores”, lo cierto es que las reacciones individuales y sociales ante el escenario que predominó la mayor parte de este año, sí dejan lecciones sobre el nosotros que no son del todo halagüeñas.

 

Partiendo desde el surgimiento de la vocación autoritaria.

            Ésta, que sería esperable (aunque igualmente condenable) por parte de las autoridades gubernamentales de cualquier nivel, encuentra su más triste nicho en el marco del actuar privado; aparece también en la persona que se transforma a sí misma en “policía del balcón”, señalando y atacando a quienes ven andar por la calle, que exigiendo “medidas más severas” para asegurar el confinamiento (“medidas más severas” que, recordemos, costaron la vida de un albañil a manos de la policía asesina de Enrique Alfaro en Guadalajara, México, por “no usar cubrebocas”).

            Lo que resulta doblemente lamentable en un contexto en el que la solidaridad debería predominar por sobre el deseo de policializar el actuar de los demás.

 

Pasando por la proliferación de noticias falsas, que lo mismo se emplean para justificar la vocación autoritaria que ya se ha mencionado, que para atacar las medidas sanitarias implementadas por las autoridades competentes.

            Noticias falsas la mayoría de las veces producidas por medios considerados “serios” o figuras mediáticas no precisamente caracterizadas por su formación científica, que son replicadas hasta el cansancio por cuentas particulares en redes sociales (muchísimas de ellas, por supuesto, falsas y manejadas en granjas de bots).

            Todo ellos, medios “serios”, figuras mediáticas y cuentas de redes sociales, muy ligadas a ciertas ideologías políticas.

 

Y, en los últimos tiempos (pero no exclusivos de estos), llegando al egoísmo social.

            Éste, que tuvo su manifestación más ridícula en el acaparamiento de papel higiénico a inicios de la pandemia, se manifiesta en toda su ignominia en las voces que desde la derecha empresarial y los medios ligados a ésta, “exigen” que la vacuna sea puesta en manos de la “autorregulación del mercado” y no en una campaña coordinada por las autoridades nacionales.

            Todo ello enmarcado por la convicción de que los privilegios económicos les hacen más “prioritarios” socialmente hablando que cualquiera otra persona.

 

Así que no, no es evidente que de esto “saldremos mejores”... Pero sí que el actual contexto ha hecho surgir el rostro más impresentable de no pocos actores sociales.

 

Mario Stalin Rodríguez

Etiquetas: , ,

miércoles, diciembre 16, 2020

LOS FALSOS SUPERIORES

El hombre es la medida de todas las cosas, dijo el poeta.

El hombre es la medida de todas las cosas… Pequeñas, agregó el bufón

Joan Manuel Serrat

 

Si hay algo que unifica a las personas más allá de las diferencias ideológicas, geográficas, económicas y de otra índole, es la necesidad de sentirse cultural y, por ende, moralmente superiores a “la masa”.

            La masa, ese ente informe que aglutina, en esta óptica, toda la ignorancia, agresión y malas prácticas... La masa, ese ente amorfo y multitudinario que lo mismo “asesinó a la democracia en México” cuando, en 2018, “votó equivocadamente” sin escuchar a las preclaras mentes de la opinocracia mediática, que ahora, según las mismas “plumas destacadas”, necesita ser controlada y obligada con macanas a respetar las medidas sanitarias.

            La masa; la personificación múltiple del enemigo al que, cual Quijotes literarios, los moral e intelectualmente superiores se enfrentan en una solitaria batalla no exenta de momentos épicos.

 

Ya sea la indignada voz que en redes sociales señala a “la masa” ingente de personas que no portan cubrebocas en la calle, señalando ésta como una “práctica común” a TODAS LAS PERSONAS (que no son ella) y aprovecha para señalar esto como “responsabilidad” de un único personaje de la administración pública “por no usarlo en sus conferencias matutinas”... Omitiendo, extrañamente, que desde Marzo de este año la política federal fue recomendar el uso de cubrebocas en espacios públicos, sobre todos en aquellos cerrados en los que no es posible mantener las distancias de seguridad (de a 1.5 a 2 metros entre personas) y que, de hecho, México es uno de los países en los que más se emplea el cubrebocas a nivel internacional (muy por arriba de los otros dos países de América del Norte y de buena parte de Europa).

            O la persona que ve un claro foco de contagio en “la masa” que se arremolina en los tianguis populares, comprando y vendiendo los alimentos que ella, sabiamente, pide a domicilio a través de una aplicación de su teléfono celular con datos ilimitados y paga a través de una tarjeta de crédito para “no arriesgarse tocando dinero”, pero no así en asistir a su superexclusivo gimnasio o a la reunión social con amigos o a la “boda familiar” con más de 200 invitados, porque todos ahí son personas conscientes que piden sus compras a domicilio a través de una aplicación de su teléfono celular con datos ilimitados y pagan con tarjeta de crédito.

            Y lo mismo para el “intelectual” que se dolió, casi a niveles físicos, cuando se anunció que, durante este año, los músicos más escuchados por “la masa” en una plataforma de música en línea, fueron, principalmente, cantantes de reggaetón, en lugar de grabaciones originales de Octavio Paz leyendo su “Piedra del Sol” o audiolibros de Dostoyevski en idioma original que, cabe suponer, es con lo que se amenizan las fiestas a las que él asiste.

            Y quien espera, desde su superioridad intelectual, la temporada de muertos para recordarle a “la masa” que el “desfile de Día de Muertos” no es una tradición ancestral, sino que fue “inventado” en 2015 en una película de James Bond… Omitiendo que otras “tradiciones” tuvieron orígenes igualmente dirigidos a “la masa”, como las Catrinas, que nacieron a manera de caricatura periodística ya en el México prerrevolucionario (1873) o los alebrijes, que surgieron ya en el siglo XX de la mano de un artesano no lenguahablante (y que no se identificaba a sí mismo como parte de una población indígena) de la ciudad de México, usando una técnica de origen chino (la cartonería), con el propósito explícito de tener algo qué vender a los turistas... O bien que en distintas partes de México ya se hacían procesiones festivas del Día de Muertos desde tiempos muy anteriores a la película del 007, como la Procesión de las Catrinas en Xochimilco, que data de inicios del siglo XX; la Marcha de las Putas de la Merced, que empezó a realizarse en la década de los 70 del siglo pasado; o el propio Desfile de los Alebrijes por las calles céntricas de la ciudad de México, cuya primera edición fue durante la administración del ingeniero Cárdenas (1997-2000).

 

Todos ellos y varios ejemplos más, fácilmente localizables entre los expertos en todo de redes sociales y las “plumas destacadas” de la opinocracia mediática, tienen algo en común; el negar realidades constatables y presentar en su lugar meras apreciaciones subjetivas, a fin de sustentar una “superioridad” moral e intelectual tan ilusoria como aquella “masa” sobre la que creen erguirse.

 

Mario Stalin Rodríguez

Etiquetas: , , ,

miércoles, diciembre 09, 2020

Me van a disculpar

 Pues eso, que la última vez que use esta imagen

Fue por allá de Octubre de 2019, así que creo que puedo omitir el sentirme culpable por recurrir a ella por primera vez en todo este extrañísimo año.

Así que, como indica el título; me van a disculpar, pero me tomo esta semana y ya la que viene volveré...

Etiquetas:

miércoles, diciembre 02, 2020

Anuncios varios

Sigo trabajando en esto (cuando termine, va a parecer poco en comparación con todas las veces que lo he anunciado, me parece)...


La idea data de 2002 (sí, ya hace la friolera de 18 años) y aunque el concepto sigue siendo el mismo (abordar de manera no demasiado seria el género de los superhéroes), varias cosas han cambiado...


De entrada porque originalmente la historia estaba planteada para ser publicada en un título porno y limitada a 32 páginas. Además, por políticas de la editorial, se debía incluir una escena sexual al menos cada tres o cuatro páginas, lo que limitaba significativamente el poder desarrollar la historia y sus personajes...

Al final, aunque la historia fue aprobada por el editor, le hizo tal cantidad de cambios que el producto final (que no dibujé yo) no se asemejaba en nada a lo que originalmente había planteado... Así que guardé los diseños de personajes y el guion original en un cajón y me olvidé de ellos... Aunque de vez en cuando cosas como "The Boys" (el cómic -2006- y la serie de televisión -2019-) me recordaban que tenía un pequeño pendiente con las pijamas.

Así que, bueno, sigo con esto...

Etiquetas: ,

miércoles, noviembre 25, 2020

PELUSA

"No me importa lo que hizo Maradona con su vida, me importa lo que hizo con la mía (o con la nuestra)... ¡Te quiero Diego!”

Roberto Fontanarrosa

Maradona fue un tipo de contradicciones; hijo de su tiempo y contexto social fue agresivo hacia todos y, en particular, hacia las mujeres en su vida... Y también, siendo ya una leyenda del fútbol, le plantó la cara a los directivos de la FIFA y los llamó ladrones.

            Y ante el ascenso de los gobiernos neoliberales en América Latina toda y en su natal Argentina en particular, cultivó y exhibió su amistad con los gobiernos de Fidel Castro en Cuba y de Hugo Chávez en Venezuela...

            Y, sobre todo, le metió dos goles a Inglaterra en los cuartos de final del mundial de México 1986.

 

Soy poco de fútbol, mis simpatías hacia uno u otro equipo están más marcadas por cuestiones familiares (Chivas, Diablos Rojos o Tuzos) o cercanías ideológicas (El Rayo Vallecano) que por cuestiones de técnica, juego o afición... Sí; soy poco de fútbol y, aún así, el mundial de México 1986 y, por ende, Maradona, dan forma a un capítulo de mi autobiografía no autorizada.

            Tengo presentes los partidos de la selección nacional de México en aquel torneo, el ver por televisión los festejos de sus triunfos en el Ángel de la Independencia... No asistí a ningún  partido ni fui, por supuesto, al Ángel, pero a falta de videocasetera en casa, le tomamos fotos a los goles con una cámara fotográfica.

            Y tengo también presente el enfrentamiento de Argentina contra Inglaterra, su resultado y el que México lo celebrara en el Ángel, como si la victoria hubiera sido suya.

            Cuatro años después de la Guerra de las Malvinas, aquello sabía a revancha... Y de los pies y manos de Maradona, América Latina toda refrendó tres grandes lecciones:

  • Se le pude plantar cara a las grandes potencias.
  • Se les puede ganar.
  • Y, para lograrlo, se vale hacerles trampa.

 

Sí, Maradona fue un tipo lleno de contradicciones; tan humano él como divina fue su mano... Y hoy se ha marchado y deja acá la enseñanza; si no puedes ir contra el sistema, puedes hacerle trampa.

 

In Memorian

Diego Armando Maradona

1960 - 2020

 

Mario Stalin Rodríguez

Noviembre de 2020.

Etiquetas: ,