miércoles, junio 08, 2016

MOVILIDADES 02

(imagen de Quino*)

Se decía antes, una de las principales falacias que la mayoría de los medios presentan como “pruebas” del “fracaso” del programa Hoy No Circula en la megalópolis de México, es el aumento (no demasiado escandaloso, pero tampoco marginal) del 10% en las ventas de autos usados en la ciudad, ya sea en cuanto a lo vendido en el mismo periodo el año anterior o sobre las estimaciones calculadas por los propios comerciantes. Aduciendo que ello aumenta el parque vehicular circulante y va, por ende, en contrasentido del objetivo del programa de restricción automotriz.
            El punto es, ¿realmente lo aumenta?

Lo primero que llama la atención es sobre qué se calcula el aumento, si se hace sobre lo vendido en el mismo periodo en el ejercicio anterior, se tendría que aceptar que, además del aumento a las restricciones de circulación, muchos otros factores que podrían influir en el mercado han cambiado.
            De entrada, la continuada pérdida de poder adquisitivo, que podría influir en el que la gente prefiera adquirir un auto usado por sobre uno nuevo, entre otras varias.
            De calcularse sobre las estimaciones proyectadas, habría que preguntarse qué tan realistas son éstas, sobre qué bases se calculan y, más importante, quién las calcula... Porque, a estas alturas del partido no resulta curioso, la única fuente que la mayoría de los medios citan son declaraciones verbales del vocero de la cámara de comerciantes del ramo.
            Sí, efectivamente; no documentos oficiales, no declaraciones fiscales. Declaraciones verbales del vocero de la cámara de comerciantes del ramo... Y la información se da por buena, así; sin confrontarla con otras fuentes ni nada más.
            Periodismo moderno, que le dicen.

Pero aceptemos sin conceder que la información, con cálculos tan dudosos como dudosa es la fuente que la emite, es cierta; hay un aumento del 10% en el mercado de autos usados. ¿Implica ello un aumento en el parque vehicular circulante en la megalópolis y, por tanto, un fracaso del programa de restricción a la circulación?
            La palabra clave es “usados”, es decir; no nuevos autos que ingresan al parque circulante, sino automotores ya contemplados en cualquier numerología anterior que, simplemente, cambian de dueño... Manteniendo las mismas restricciones circulatorias.
            Es decir; el mismo auto X que no circulaba un día a la semana con el dueño A, sigue sin circular durante ese día cuando su dueño es B.
            Los números son simples; aún si el aumento en el mercado de autos usados fuera el que se dice, ello no implica en ningún momento un aumento significativo en el parque circulante de la megalópolis.
            No es la única falacia que arguyen los opositores al Hoy No Circula...


Mario Stalin Rodríguez

*Sí, me veo obligado a utilizar esta imagen, además de que porque Quino es un tipo bastante genial, porque no he tenido demasiado tiempo para dedicarme al dibujo. Espero que eso se mejore pronto.

Etiquetas: ,

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home