jueves, diciembre 11, 2008

RETRIBUCIÓN

asuntos de justicia y venganza
Mario Stalin Rodríguez


Supóngase un país donde la mayoría de los presos lo están sin juicio aún. Supóngase un país donde existen presos por el simple hecho de no entender el idioma de sus acusadores. Supóngase un país que encarcela a la disidencia. Supóngase un país que criminaliza la protesta.

Supóngase un país donde las leyes son sólo letra muerta y la justicia se vende al mejor postor, donde la impunidad medra y los delitos de los poderosos quedan, irremediablemente, sin castigo.

Supóngase un país así y se estará en posesión momentánea de la descripción de México.


En este país el poderoso se alía con los criminales de la peor calaña para perseguir a quienes sus delitos denuncian. En este país el poderoso asesina impunemente a sus opositores. En este país el narcotráfico ha infiltrado las corporaciones policíacas, castrenses y políticas. En este país gobierna no quien obtuvo el voto popular, sino el títere que tuvo el apoyo de los grandes poderes económicos y mediáticos.

En este país el poderoso habla de imponer la pena de muerte.


Al margen de calificaciones morales hacia quien emite la oportunista propuesta. Al margen de consideraciones sobre el lucrar con la pena de las familias que han perdido un integrante a manos de los grupos de secuestradores; la propuesta de imponer pena de muerte a los secuestradores que asesinen a sus víctimas y a los funcionarios y agentes policíacos que les ayuden, deben ser calificada dentro del contexto real de México.

No es posible considerar un castigo de tal naturaleza en un país, como éste, en el que la justicia dista (y mucho) de ser enteramente confiable. Por años el poder ha utilizado las instituciones policíacas y castrenses como aparato represor, por años el poder mediático ha dictado de manera impune linchamientos públicos y juicios sumarios no sólo hacia individuos, sino contra clases sociales enteras.

Al hablar de pena de muerte, entonces, el poderoso está firmando la sentencia de los distintos, de los disidentes.


Aún en un hipotético país en el que la justicia no fuera utilizada como arma política y las decisiones de jueces y magistrados no estuvieran siempre en duda, la pena de muerte es una aberración contra el mínimo sentido de retribución a la sociedad.

Retribución, que no venganza... El ojo por ojo, sólo genera pueblos de ciegos.

Etiquetas: ,

16 Comments:

Blogger El Jardinero del Kaos said...

pensé que estaba hablando de argentaina, pero veo que las cosas van igual por todos lados.

saludos!!!

1:18 a.m.  
Blogger Cieso said...

Cuesta trabajo, pero es bueno recordarle a la gente por qué la pena de muerte no es un buen remedio para acabar con la delincuencia. Aparte del problema de la irreversibilidad (imaginemos por un momento que nosotros somos inocentes y estamos sentados en la silla eléctrica por un error), en pocos años, los delincuentes acaban por emplear cada vez más la violencia, ya que, si de todas formas van a morir, que sea llevandose a unos cuantos por delante. Y muchos más motivos.
Pero hay que recordarselos a la gente, y no es fácil.

4:08 a.m.  
Blogger kanif said...

De veras tenías razón en que me debo dar prisa en visitar tu país... si es que quiero encontrar algo visitable.
Espero y deseo que esa aberración no llegue a instalarse.
Muy buen artículo.

6:09 a.m.  
Blogger mariapahn said...

EStoy rotundamente de acuerdo contigo... no me parece una solución lógica el ojo por ojo, sólo me parece una lucha de prepotentes cobardes que guardan rencor a borbotones...
Un beso y siento que tu país esté en esas condiciones, de verdad que lo siento.

10:00 a.m.  
Blogger Noche said...

Cierto querido Mario...

Que decadencia nos inunda..en todo el mundo.

10:44 a.m.  
Blogger LA CASA ENCENDIDA said...

Estoy contigo Mario. la violencia genera mucha más violencia y al finas, acabaremos aniquilandonos unos a otros de seguir así, porquen os guste o no, esto no solo ocurre en México Mario, esto está pasando en muchos sitios y además muy disfrazado para despistar al personal y aborrregar cuanto más mejor, ¡así se maneja mejor el cotarro!

Me ha gustado mucho hoy lo que he leido, porque eso de lo que tú haces tanto gala "LA ESPERANZA", queda en tus reflexiones

Besicos guapo.

11:01 a.m.  
Blogger Dark Phoenix said...

La verdad es que el gobierno de tu país me deja sin palabras.

¿Cómo, con todo lo que se está luchando desde organizaciones como Amnistía Internacional para abolir por completo la pena de muerte, se atreven siquiera a mencionarlo?

Y de esto me entero tan sólo un día después del aniversario de la Declaración de los Derechos Humanos...

1:06 p.m.  
Blogger Duquesa de Katmandu said...

Es cierto, la pena de muerte no es una "retribución" a la sociedad. Y menos todavía en contextos como el que estás describiendo muy bien, desgraciadamente.
Pareciera que la lógica "latinoamericana" es como una especie de patrón común con diferencias en los grados de obscenidad, nomás.

Beso,

1:34 p.m.  
Blogger DRIADA said...

Dios! que razón tienes ..." un pais de ciegos" ya interesa que seamos ciegos y torpes , no instruidos , aborregados , asi se manipula mejor . Lástima de pais el tuyo con tanta mierda , no es consuelo pero hay más . Creo que siempre fue asi.
Un abrazo El dibujo genial. Pobre justicia

7:31 a.m.  
Blogger Necio Hutopo said...

Jardinero. Pues no, las cosas no son iguales en todos lados... En algunos, me dicen, están peor...

Cieso. Decía el Perich (un humorista español) que de ser cierto el principal argumento a favor de la pena de muerte (el de la disuación), ésta se debería haber aplicado sólo una vez.

Kanif. Pues sí... Esperemos que no llegue a instalarse.

María. Creeme, yo también lo siento.

Noche. No sé bien si la decadencia o solamente la idiotes... Pero mucho me temo que pronto averiguaremos que son las dos.

Nani. Es cierto, ocurre en todos lados... Eso sólo lo hace más alarmante.

Darkie. Bueno, a ti la cosa que se llama a sí mismo gobierno de mi país... A mi me deja lleno de ellas: "Hijos de P*T*", "C*BR*N*S" y así...

Duquesa. La lógica latinoamerica tiene mucho de ilógica...

Driada. Y bueno, lo que a ellos les interesa es que estemos asustados...

12:03 a.m.  
Anonymous Anónimo said...

Absolutamente de acuerdo con tus palabras.
Un abrazo.
maría jesús lamora

11:59 a.m.  
Blogger ___________________ said...

Más claro agua.

Incluso en España, donde se "supone" que tenemos un sistema de justicia avanzado, los poderosos tienen las de ganar ya que el dinero gastado en abogados, y los distintos raseros de medir a la hora de juzgar no se han desterrado.

Sinceramente espero que tengais suerte en Mexico y no pongan esa pena de muerte :s


Un abrazo,

Pedro.

9:49 a.m.  
Blogger Mau Torres said...

Señor don Mario:

Antes que todo (aunque no cambie nada), mis disculpas por mi involuntaria y prolongada ausencia de estos lares.

Sobre el tema de la pena de muerte no puedo más que coincidir con ud. en el rechazo a esa medida y, más aún, en la crítica al sistema de "justicia" que tenemos.

Prometo pasar por acá más (mucho más) a menudo.

Un abrazo.

Mau

11:39 p.m.  
Blogger Zafferano said...

Me llega tu angustia y tu indignación, como supongo que la de todo tu pueblo. Es una lástima que un país tan bonito como el tuyo lo hayan convertido el tal desaste. En fin, que me entran ganas de decirte ¡luchen! ¡no lo permitan! Pero es absurdo, verdad?
Mario, espero de corazón que las cosas cambien algún día. No se rindan.

Un beso muy fuerte!

12:37 p.m.  
Blogger Dark Phoenix said...

Necio... te dejo un mensaje que seguramente querrás leer.
Mañana sabrás algo de lo tuyo a las 17.29h de la tarde de España.

Y que sepas que te he otorgado un premio en mi blog, simplemente porque tú lo vales!!

un beso!

1:49 p.m.  
Blogger Nanny Ogg said...

La pena de muerte, nunca, jamás, en ninguna circunstancia, en ningún país, en ningún tiempo, es solución para nada. No es castigo, es venganza. No arregla, estropea. No sirve a nadie más que a la venganza.

Espero que no consigan lo que pretenden.

Besos

1:29 p.m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home